aprende a escribir textos

Escritura de textos

Aprende a escribir textos correctamente

Un texto es un conjunto de palabras escritas o habladas que tienen un propósito comunicativo y están organizadas de manera coherente y estructurada. Pueden ser de diversos tipos, como una carta, una historia, un ensayo, una noticia, entre otros. Un texto puede tener diferentes funciones como informar, persuadir, entretener, explicar, narrar, entre otras.

Es un medio de comunicación que se utiliza para transmitir información, ideas, conceptos, opiniones, etc. Puede ser de diferentes tipos, como literario, periodístico, técnico, científico, entre otros.

Elementos necesarios para escribir un texto

La coherencia textual es un aspecto fundamental de la comunicación escrita y oral, que se refiere a la relación lógica y significativa entre las diferentes partes de un texto. Es decir, se refiere a cómo las diferentes ideas, conceptos y elementos del texto están relacionados entre sí y cómo se complementan para formar un todo coherente y comprensible.

La coherencia se logra a través de una serie de mecanismos, como la conexión de las ideas a través de conjunciones, pronombres y demás marcas de relación, y la repetición de ciertos elementos del texto. Es importante también, que el autor establezca una secuencia lógica en el desarrollo del texto, y que se mantenga una coherencia temporal y espacial.

La coherencia también se refiere a la relación entre el texto y el contexto en el que se produce. Es importante que el texto tenga relación con el contexto en el que se está desarrollando, ya que de esta manera el receptor podrá comprenderlo mejor.

En resumen, la coherencia textual se refiere a la relación lógica y significativa entre las diferentes partes de un texto, y cómo estas se complementan para formar un todo coherente y comprensible, tanto en el plano interno del texto como en relación con el contexto en el que se desarrolla. Es importante para que el texto sea entendible y tenga un impacto efectivo en el receptor.

La cohesión se refiere a la continuidad en un texto o discurso. Se refleja en la relación entre las oraciones y las ideas presentadas en el texto. La cohesión puede lograrse a través de la repetición de palabras clave, la conexión de oraciones mediante  conjunciones y pronombres, la presentación de ideas relacionadas de manera lógica y los conectores. Un texto con alta cohesión es fácil de seguir y comprender.

Los conectores en la cohesión son palabras o frases utilizadas para unir oraciones o ideas en un texto. Estos ayudan a establecer relaciones lógicas entre las ideas presentadas y a hacer el texto más fluido y fácil de seguir. Los conectores pueden ser conjunciones, adverbios, pronombres, preposiciones, entre otros. Por ejemplo, conjunciones como “y”, “o”, “pero” y “porque” son utilizadas para unir ideas; adverbios como “sin embargo” y “además” son utilizados para establecer relaciones temporales o de adición; y pronombres como “él” y “ellos” son utilizados para evitar la repetición de nombres o sustantivos. Los conectores son un elemento importante en la cohesión del texto.

Existen varios tipos de textos, algunos de los cuales incluyen:

Literarios: Textos que tienen como objetivo entretener o emocionar al lector, como novelas, poesía, teatro y cuentos.

No literarios: Textos que tienen como objetivo informar o instruir al lector, como periódicos, revistas, ensayos, informes y manuales.

Argumentativos: Textos que presentan una posición o punto de vista sobre un tema específico y buscan convencer al lector de su veracidad. Ejemplos incluyen ensayos y discursos.

Narrativos: Textos que cuentan una historia, ya sea real o ficticia. Ejemplos incluyen cuentos, novelas y relatos.

Instructivos o informativos: Textos que proporcionan instrucciones o información sobre un tema específico. Ejemplos incluyen manuales, informes y artículos de revistas.

4 comentarios en “Escritura de textos”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *