lenguajes expresivos

Estrategias para aplicar los lenguajes expresivos en el aula

En cierta ocasión, tuve la oportunidad de experimentar con los lenguajes expresivos en mi aula de clase y vi en aquel momento el impacto positivo que pueden tener en el aprendizaje de los estudiantes. Me gustaría compartir una experiencia que tuve en una clase de literatura en la que utilicé la poesía como una herramienta de enseñanza y expresión emocional.

Tenía un grupo de estudiantes de secundaria que mostraban poco interés en la poesía y la literatura en general. Decidí utilizar la poesía como un medio para que los estudiantes se conectaran con sus emociones y desarrollaran habilidades de expresión. Empecé por pedirles que escribieran un poema sobre sus emociones en ese momento, sin preocuparse por la estructura o la rima.

Para mi sorpresa, muchos de los estudiantes escribieron poesía que reflejaba sus emociones profundas y problemas personales. Como docente, sentí la responsabilidad de ofrecer un espacio seguro y no-juzgador para que ellos compartieran sus experiencias.

A partir de allí, introduje a los estudiantes a la poesía como una forma de arte y les enseñé sobre la estructura y los elementos de la poesía. Les di la tarea de escribir un poema siguiendo una estructura específica y con un tema determinado.

¿Qué son los lenguajes expresivos?

¿Qué son los lenguajes expresivos?

Los lenguajes expresivos son aquellos que se utilizan para comunicar emociones, sentimientos y pensamientos de manera creativa y artística. A diferencia de los lenguajes formales y técnicos, que se enfocan en transmitir información de manera precisa y objetiva, los lenguajes expresivos se centran en la subjetividad del emisor y en la forma en que percibe y siente la realidad.

Los lenguajes expresivos son en sí mismos una forma de juego. El niño y la niña juegan cuando pintan, cuando cantan, cuando inventan, cuando imaginan ser otra persona, cuando construyen castillos y diseñan ciudades. Por ello teniendo en cuenta la intencionalidad educativa en la primera infancia, se busca que los agentes educativos se enfoquen en la creación de ambientes de aprendizaje y en proporcionar las estrategias necesarias y pertinentes que permiten que el niño y la niña desarrollen su identidad, conquisten su autonomía y movilicen competencias. (Ministerio de Educación Nacional de Colombia)

Los lenguajes expresivos pueden ser utilizados en diversas áreas de la educación y en diferentes niveles educativos. Desde la literatura y la poesía, hasta la música, la danza y el teatro, estos lenguajes permiten a los estudiantes explorar y expresar su creatividad y emociones de manera libre y segura.

Los lenguajes expresivos son el proceso neuropsicológico que permite la comunicación de los niños, la adquisición de aprendizajes, la organización del pensamiento y la regulación del comportamiento, entre otros” (Albets Segura y Peña Álvarez, 2016, p. 317).

Además, los lenguajes expresivos pueden ser utilizados como herramientas terapéuticas y de apoyo emocional. En la medida en que los estudiantes aprenden a expresar sus emociones de manera más clara y efectiva, pueden mejorar su autoestima y bienestar emocional.

Estrategias para aplicar los lenguajes expresivos en el aula

Estas son dos estrategias que me han funcionado para aplicar los lenguajes expresivos en el aula:

  1. “Mi canción favorita”: En esta actividad, pido a mis estudiantes que elijan una canción que les guste y que exprese una emoción o sentimiento en particular. Luego, les pido que escriban un ensayo breve explicando por qué eligieron esa canción y cómo expresa la emoción o sentimiento que quieren transmitir.

Después, les pido que compartan su canción y su ensayo con la clase. Esto nos da la oportunidad de escuchar diferentes tipos de música y discutir cómo los diferentes géneros y estilos musicales pueden transmitir emociones de manera efectiva. También podemos hablar sobre cómo la música nos afecta emocionalmente y cómo podemos usarla para regular nuestras emociones.

  1. “Mi autobiografía en poesía”: En esta actividad, les pido a los estudiantes que escriban una serie de poemas cortos sobre momentos importantes en sus vidas. Los estudiantes pueden elegir cualquier momento que deseen, como su primer día de escuela, su cumpleaños o una experiencia emocional intensa que hayan vivido.

Después, les pido que compartan sus poemas con el resto de la clase y que expliquen por qué eligieron esos momentos para escribir sobre ellos. Esto nos da la oportunidad de hablar sobre la importancia de la narración personal y cómo la poesía puede ser una forma efectiva de comunicar emociones y pensamientos.

En ambas actividades, estamos utilizando los lenguajes expresivos para explorar y comunicar nuestras emociones y pensamientos de manera creativa y artística. Al mismo tiempo, estamos fomentando la capacidad de comunicación y reflexión de nuestros estudiantes.

Actividades para trabajar el teatro como lenguaje expresivo en el aula

Comparto también esta tabla (Creada por mí) donde hay ciertas actividades de acuerdo con la edad del estudiante para trabajar el teatro en el aula:

Lenguaje expresivo: el teatro.

1. Etapa sensoriomotora (0-2 años): Los niños pueden jugar a “Cambio de ropa” en el que se les da una variedad de ropa y accesorios para vestir y desvestir a un muñeco o peluche mientras se les anima a imitar los movimientos y acciones de los personajes de diferentes cuentos o historias.

2. Etapa preoperacional (2-7 años): Los niños pueden jugar a “Actuando con los objetos” en el que se les proporciona un conjunto de objetos cotidianos y se les anima a utilizarlos para crear una escena o historia. Por ejemplo, utilizando cubiertos como instrumentos musicales o una caja como un castillo.

3. Etapa de operaciones concretas (7-12 años): Los niños pueden jugar a “Representar una historia” en el que se les da un guion o historia para representar y se les anima a incorporar elementos simbólicos y a tomar decisiones en el desarrollo de la historia.

4. Etapa de operaciones formales (12 años en adelante): Los adolescentes pueden jugar a “Crear una obra de teatro” en el que se les anima a escribir y representar su propia obra de teatro, tomando en cuenta aspectos como la trama, los personajes, el diálogo y la escenografía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *